Portada » Cifras de menores quemados sigue en aumento

Cifras de menores quemados sigue en aumento

by Katherina Bonilla

Una campaña del Hospital Nacional de niños busca que estas cifras empiecen a reducir 

La Asociación Sobreviviendo a Quemaduras del Hospital Nacional de Niños (ASOQUEM HNN), con apoyo de la empresa privada, presenta la campaña “Una quemadura debe prevenirse”, para aumentar las medidas en este período de vacaciones y lo que resta del año; a la vez que señala de forma directa la responsabilidad de padres, madres y personas cuidadoras de niñas, niños y población adolescente.

De acuerdo con las estadísticas del Hospital Nacional de Niños, hasta mayo del presente año se contabilizan 116 casos de quemaduras, lo que representa un 44% del total de niñas y niños atendidos el año pasado ya que para el año 2023 registró 266 casos.

Según datos de la CCSS, los casos de internamientos en hospitales del país bajaron de 754 en el 2020, a 578 en 2021 y a 528 en el 2022. Sin embargo, subieron a 588 el año pasado.

En consulta externa la CCSS atendió 4916 personas menores de edad entre 2020 y mayo de este año y en los servicios de emergencias, los números ascienden a casi 12 mil personas atendidas en total en esos años.

 Entre quienes más experimentan quemaduras están las niñas y niños entre 1 y 4 años (4732) y los de 5 y 9 años (2600), grupos que requieren cuidado directo por parte de las personas adultas.

Del 2020 a mayo del 2024, San José y Alajuela se mantienen como las provincias, históricamente con la mayor cantidad de casos de internamiento de personas menores de edad, seguidas de Puntarenas, Limón, Guanacaste, Cartago y Heredia.

Alejandra Villalobos es la madre de un menor que sufrió una quemadura por fricción con la moto de su padre y ellas compartió cómo fue que se dio.

Fue una mañana que el papá se lo llevó a hacer un mandado y él venía todo feliz y cuando ya iban llegando a la casa empezó a hacer como Caballito y con la llanta de la de la moto  sufrió por fricción una quemadura porque  en ese entonces lo que tenía eran cuatro años y lo andaba en la parte de atrás de la moto. Entonces yo sí considero que fue una negligencia porque ya uno digamos al pasar los días va madurando y al observar algo tan pequeño y lo que pudo haber sido una tragedia más grande uno ve que se puede prevenir”.

Esta quemadura se ha convertido en la más frecuente en los menores debido a la implementación de las bicimotos como medio de transporte, como lo explica la especialista del Hospital Nacional de Niños, Hannia Pacheco.  

“Queremos recordarles que a pesar de que no hay una regulación como tal y que a nivel de país hay que trabajar en esto,  no es un transporte seguro para los menores y que hay ciertas características que cumplirán así como hay regulaciones para transportar a niños en moto, también deben haber regulaciones y cuidados para transportar niños en bici, en esta campaña queremos darles a ustedes herramientas para que disminuya la frecuencia de las lesiones en estos niños y disminuir con esto sus secuelas, recordar que también es importante que nosotros como adultos identifiquemos que si un que hay factores de riesgo para poder trabajar y prevenirlos si no pensamos en factores de riesgo, no los vamos a prevenir y no vamos a hacer nada al respecto”.

Sin embargo, las quemaduras por escaldadura, sigue estando en los primeros casos que se atienden en los menores, estos son los ocasionados por líquidos calientes.

El doctor Juan Ramón Poveda, de la unidad de cuidado integral de quemaduras del Hospital San Juan de Dios, fue enfático en que las quemaduras no son accidentes, ya que son episodios de falta de prevención.

“Nosotros no llegamos a condenar a los padres, tratamos de que esta situación se saque algo positivo, muchos de estos pacientes terminan en taller de prevención para tratar de convertirlos como en promotores de la prevención y que no vuelva a ocurrir, porque hemos tenido pacientes que han tenido dos hasta tres eventos a lo largo de su corta, vida o sea, a pesar de que ya se le había dado prevención volvieron a caer en  esta situación. Nosotros no venimos como le decía a juzgar ni a condenar a los pacientes, ni a los familiares en algunas ocasiones, pues para nadie es un secreto que si se detecta alguna situación sospechosa de algún tipo de agresión, que ya no es un descuido sino que es infringido en forma específica, pues como nos toca el resguardo de los niños tomamos las las acciones necesarias, pero son los menos casos”.

Notas Relacionadas

Leave a Comment

@2023 – Todos los Derechos Reservados. Diseñado y Desarrollado por Wolksoftware

Políticas de privacidad Políticas de privacidad