Disfrute de los 98.7FM de Radio Columbia

Comienza la cumbre europea para hablar de la aceleración de la vacunación

Bruselas (EFE). Los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea (UE) comenzaron este jueves una cumbre virtual en la que debatirán sobre la necesidad de acelerar la producción y la distribución de las vacunas, en medio de un aumento de casos de covid-19 en varios países y del conflicto con AstraZeneca por el incumplimiento del contrato firmado con la Comisión Europea.


La cumbre debería haber sido presencial, al tratarse de la reunión oficial de primavera que cada año celebran los líderes europeos, pero el empeoramiento de la situación epidemiológica llevó a Michel a cambiar de planes y convocarla de forma telemática.

"Esperamos con interés nuestros debates de hoy con los líderes de la UE: Acelerar el despliegue de la vacunación, forjar una nueva agenda entre la UE y EEUU, animar a Turquía a comprometerse con la UE de forma constructiva y abordar los retos que plantea Rusia", resumió la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Layen, en un tuit.

Para empezar, los líderes insistirán en su mensaje a las farmacéuticas para que respeten los compromisos contractuales adquiridos, según el borrador de la declaración final de la cumbre.

Ante estos retrasos Bruselas modificó ayer el mecanismo de control sobre la exportación de las vacunas, de tal manera que a la hora de decidir si se permite la entrega de los fármacos producidos en territorio comunitario a terceros países se tendrá en cuenta si éstos también exportan dosis a la UE y a cuántos ciudadanos han vacunado.

Sin embargo, fuentes diplomáticas aseguraron que entre los países de la UE no hay unanimidad respecto a la conveniencia de adoptar estos cambios, ante la posibilidad de que se ponga en riesgo la cadena de suministro global de producción de las vacunas, en la que la UE depende del exterior porque no tienen todos los componentes para fabricarlas.

La propuesta de la CE llegó también tras el conflicto entre Bruselas y el Reino Unido, porque Londres no ha exportado ninguna de las dosis de AstraZeneca a la UE, mientras que en sentido inverso se han enviado diez millones de dosis de varios fármacos.

No obstante, el Reino Unido y la UE acordaron ayer que la lucha contra la tercera ola de la pandemia de la covid-19 hace la cooperación entre ambas partes "aún más importante" y dijeron que están examinando medidas concretas para aumentar el suministro de la vacuna, según un comunicado conjunto.

BIDEN

Más allá de la necesidad de acelerar la producción de las vacunas, los líderes tendrán ocasión de conversar telemáticamente con el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, en un encuentro que será breve, según avisaron ayer fuentes europeas y que está previsto sobre las 20.45 hora local (19.45 GMT).

Michel invitó a Biden a participar en la cumbre en un momento en que la UE quiere recuperar los lazos transatlánticos y cooperar con Washington ante los retos que plantean China, Rusia, el cambio climático.

En cuanto a la política exterior, también esta previsto que los líderes discutan sobre las relaciones con Turquía, con la intención de seguir manteniendo bajo control la tensión vivida el año pasado por las prospecciones de hidrocarburos que Ankara llevó a cabo en aguas cercanas a Grecia y Chipre.

También tratarán la relación con Rusia, que por contra, ha empeorado en los últimos meses, sobre todo tras la detención del opositor al Kremlin Alexéi Navalni.

La cumbre continuará este viernes para hablar del euro y el debate se centrará en el papel internacional de la moneda única y en el mercado interior comunitario.