El INA donó equipos de protección para funcionarios de la Caja

El Instituto Nacional de Aprendizaje (INA), donó equipos de protección personal (EPP) para los funcionarios de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), que atienden directamente a pacientes con COVID-19.

Los insumos donados son: Cubrebocas descartables, botas plásticas desechables, gabachas desechables de prolipropileno, gafas y anteojos de diferentes tipos, guantes, mascarillas y respiradores descartables N95 con carbón activado y válvula de exhalación, entre otros.

“Agradecemos esta significativa entrega de equipos en momentos en que la protección de la salud del personal que está atendiendo a los pacientes enfermos con COVID-19 es una de la principales prioridades de la institución y de las ocupaciones más importantes”, dijo el presidente ejecutivo de la Caja, Román Macaya.

“En el INA reafirmamos nuestro compromiso de trabajar con entes públicos y privados con el fin de brindar respuesta a las diferentes necesidades que nos presenta esta emergencia. La donación de equipo médico y de protección personal es una contribución valiosa para salvaguardar la salud de aquellas personas que están en primera línea de atención”, dijo Andrés Valenciano, presidente ejecutivo del INA.

Los insumos recibidos poseen un valor superior a los ¢13 millones y significan un gran refuerzo para la Caja en momentos en que la demanda mundial limita su acceso.

El INA también cedió a la CCSS tres máquinas de atraque de alta velocidad y una máquina de coser para hacer ojales de gota para uso industrial. Estas vendrán a reforzar el proceso de producción que realiza la Fábrica de Ropa de la Caja durante la urgencia sanitaria actual.

La Caja informó que el INA está brindando ayuda con la confección de ropa hospitalaria: sábanas, gabachas, pantalones y botas de tela. LA Caja aporta la materia prima, el INA realiza el corte de las piezas de tela y los productos se manufacturan en la Fábrica de Ropa de la Caja, informó la institución médica.

La ayuda se mantendrá por al menos tres meses y permitirá a la institución aseguradora incrementar su producción de ropa para los establecimientos de salud, explicó el ingeniero Luis Fernando Porras, gerente de Logística de la Caja.