Italia llega al pico de contagios, pero la ONU lanza alarma a nivel mundial

China, la cuna del coronavirus, solo ha registrado un muerto en las últimas 24 horas e Italia, el primer país europeo afectado por el coronavirus y el que más lo sufre, anunció hoy que ha llegado al pico de contagios, pero la pandemia avanza en otras regiones y sus daños colaterales son tales que la ONU pide un 10% del PIB mundial para combatir sus efectos.


UNA CRISIS COMPARABLE A LA SEGUNDA GUERRA MUNDIAL

El secretario general de la ONU, el portugués António Guterres, hizo hoy un llamamiento a afrontar el impacto socio-económico de la pandemia del coronavirus con una "respuesta multilateral a gran escala" que represente al menos el 10 % del PIB mundial.

En una comparecencia telemática desde la sede central de Naciones Unidas, Guterres presentó su informe "Responsabilidad compartida, solidaridad global: respondiendo al impacto socio-económico del COVID-19", que aglutina todos los pronósticos y evaluaciones que los organismos de Naciones Unidas e internacionales han realizado en los últimos días sobre la actual crisis del coronavirus.

El líder de la ONU recordó la magnitud de la pandemia, que afecta en estos momentos a más de 800.000 personas en el mundo y que se ha cobrado la vida de más de 39.000, y pidió un plan de solidaridad que salve vidas, dé acceso universal a las vacunas, inyecte liquidez en el sistema y frene la hemorragia del desempleo, en una crisis que comparó a la de la Segunda Guerra Mundial.

Guterres apeló sobre todo a ayudar a los países en desarrollo que no pueden ayudarse por sí mismos.

ÁFRICA MENOS AFECTADA, PERO LA EPIDEMIA AVANZA

Por ejemplo África, que sigue siendo uno de los continentes menos afectados por la enfermedad COVID-19, pero donde el coronavirus se propaga a gran velocidad.

Desde el pasado 14 de febrero, cuando se declaró el primer caso África ha registrado 5.399 contagios y 175 fallecimientos, según el último recuento de Efe a las 13.00 GMT a partir de los comunicados de los gobiernos y los datos de la Universidad John Hopkins (EEUU). De momento, sólo seis países africanos - de los 54 que hay en el continente - siguen sin anunciar contagios.

Dada la vulnerabilidad de sus sistemas de salud, muchos países han evitado esperar a un desbordamiento de la situación, como ha sucedido en países de Europa, y se han adelantado a aplicar duras medidas para contener la propagación de esta enfermedad vírica contagiosa que produce fiebre alta y complicaciones respiratorias.

La crisis sanitaria está allanado el terreno para una depresión económica, de ahí que gobernantes africanos como el primer ministro de Etiopía, Abiy Ahmed, premio Nobel de la paz en 2019, hayan pedido a las instituciones multilaterales que ayuden a África.

180.000 CONTAGIADOS REGISTRADOS EN AMÉRICA

En Latinoamérica, Brasil sigue siendo el que mayor número de casos confirmados registra con 4.579, seguido por Chile (2.449), Ecuador (1.962), México (993), Panamá (989), Perú (950), Argentina (820) y Colombia (798).

En medio de la crisis de salud pública también han salido a relucir los vacíos del sistema y la desigualdad social que existe en el continente.

La situación es sobre todo crítica en países como Venezuela o Cuba, donde ni siquiera hay suficientes reservas de productos básicos de aseo. Pero otro tipo de insuficiencias han sido denunciadas en otros países del continente, como carencias en el suministro de agua esencial para combatir el contagio

Lo que tienen a su favor los países en desarrollo es la juventud de su población ya que el virus afecta poco o nada a los niños y a los muy jóvenes.

En el norte del continente, Estados Unidos sigue siendo el país del mundo con el mayor número de casos confirmados, unos 160.000, mientras que las muertes ya totalizan casi 3.000.

La situación es especialmente grave en Nueva York, donde las autoridades advirtieron este lunes de que el "tsunami" del coronavirus está llegando y que la ciudad espera todavía las "semanas más duras".

ITALIA LLEGA AL PICO Y EMPIEZA A DEBATIR LA VUELTA A LA NORMALIDAD

En contraste, el presidente del Instituto Superior de Sanidad de Italia (ISS), Silvio Brusaferro, aseguró hoy que se ha llegado "al pico" en la curva de los contagios y que se mantendrá la tendencia aún en plano durante algunos días para después empezar a bajar.

Durante una rueda de prensa sobre la situación epidemiológica en Italia, Brusaferro dijo, no obstante, que sólo bajará "si se mantienen la atención" y "las medidas" y que "por ahora es difícil imaginar un reinicio de las actividades en poco tiempo".

También advirtió que son importantes las decisiones que se tomen para evitar "que la curva vuelva a subir o conduzca a una situación de descontrol de la epidemia".

Los contagios en Italia cesarán en torno a la segunda o tercera semana de mayo, según las conclusiones preliminares de un estudio del Instituto Einaudi de Economía y Finanzas (Eief), un centro universitario de investigación en Roma.

Por el momento, el ministro de Sanidad, Roberto Speranza, adelantó que la intención del Gobierno es prolongar "todas" las medidas para contener la propagación del coronavirus, el confinamiento y las restricciones de movimiento, "al menos" hasta el próximo 12 de abril, cuando concluya la Semana Santa, según ha recomendado el comité científico que asesora al Gobierno.

El Ejecutivo ya está pensando en cómo será el plan que permita la restauración gradual de las actividades suspendidas hasta el momento.

Los fallecimientos en Italia asociados al coronavirus alcanzaron hoy los 12.428, después de registrarse 837 las últimas 24 horas, según los datos de Protección Civil. Los contagios nuevos son 2.107, un crecimiento algo superior que ayer, pero siguen estando en torno a la mitad de los registrados los días anteriores, y en la actualidad los casos positivos son 77.635.

En la región más afectada, Lombardía, donde ha muerto más de 7.000 personas y todavía hay más de 25.000 positivos, hoy se redujeron por primera vez desde el inicio de la crisis los pacientes en cuidados intensivos y también fue menor el aumento de los contagios.

UN SOLO MUERTO POR CORONAVIRUS EN CHINA

China registró este lunes una única muerte por coronavirus, según informó hoy la Comisión Nacional de Sanidad china y los únicos contagios detectados fueron de personas recientemente llegadas al país desde el extranjero.

El país de donde partió la pandemia ya casi sólo registra casos “importados”, según la denominación oficial, aunque serían más bien reimportados. En las últimas 24 horas no se detectó ningún contagio local y sí 48 “importados”.

Esto ha ocurrido pese a que desde el sábado el territorio chino está vetado para los extranjeros.

China aplica ahora frente al exterior el aislamiento que le ha dado buenos resultados en el país. A tenor de un estudio publicado hoy por la revista Science, las medidas de control tomadas en China durante los primeros 50 días de la epidemia de COVID-19 pueden haber evitado más de 700. 000 contagios.

China ha registrado 81.518 contagios y 3.305 muertos, menos casos que Estados Unidos, Italia o España.