Papa Francisco se despidió de Panamá con una misa ante 600 mil personas

 

Unas 100 hectáreas llenas de fe. Sin importar la bandera, la cultura o el color de la piel, más de 600 mil personas recibieron hoy la bendición del Sumo Pontífice.
 
El Papa Francisco aprovechó su homilía para enviar un mensaje a los jóvenes: ser cercanos a Dios.
 
Criticó a quienes prefieren a un Dios "distante y que no incomode".
 
 
 
El Papa insistió en que el amor al prójimo no debe ser "por mientras tanto", o por un ratito. 
 
 
 
Minutos antes, el Arzibispo de Panamá, José Domingo Ulloa, le agradeció al Papa Francisco su visita.
 
 
 
El Papa culmina su agenda por Panamá con un encuentro en la Casa del Buen Samaritano, y con voluntarios en el estadio Rommel Fernández.
 
Columbia Deportiva en las redes