Alerta de Interpol permitió detención de sacerdote en frontera sur

Una alerta de la Interpol que se activó al presentar su pasaporte impidió que un sacerdote denunciado por abuso sexual, de apellidos Morales Salazar, saliera del país por la frontera con Panamá.

El Subdirector Policía Profesional de Migración, Stephen Madden, informó que la detención se hizo a las 6:34 de la mañana de este jueves.

 

El intento de salida se dio días después de que la supuesta víctima decidiera contar su historia a Semanario Universidad.

El vocero de la Iglesia Católica, Jason Granados, dice que desconocían sobre la intención de salir del país por parte del sacerdote.

 

La sanción de la que habla Granados consiste en una llamada de atención verbal por no notificar esta decisión.

La Iglesia Católica contradice el testimonio del joven denunciante que dijo que los hechos ocurrieron cuando él era menor de edad.

 

Además, había un proceso canónico abierto desde el 2013,  que aún no está resuelto y que las autoridades religiosas lo apelarán ante el Vaticano.

 

Tras ser detenido, el hombre de apellidos Morales Salazar fue traslado a San José para ser indagado y evaluar las medidas cautelares.

Columbia Deportiva en las redes