El Ministerio de Seguridad evalúa iniciar trámite de despido a policías detenidos en San Carlos

Cuatro policías, que el OIJ detuvo el sábado en San Carlos, podrían enfrentar un proceso de despido, según informó a Columbia el Ministro de Seguridad, Michael Soto.

Los oficiales son sospechosos de alterar la escena de un crimen ocurrido en Crucitas el 16 de enero. El caso implica a una mujer que administra una cuartería y habría disparado contra un sujeto que ingresó a la propiedad.

La Fiscalía pidió prisión preventiva contra los policías pero el Juzgado Penal de San Carlos les impuso otras medidas como la suspensión del cargo por dos meses.

El ministro Soto asegura que es posible realizar el trámite de despido pero se debe seguir un proceso riguroso.

 

Soto comentó que los oficiales tienen derecho a presentar su defensa en la causa administrativa que se abra por el caso.

 

Los policías sospechosos de alterar la escena del crimen deberán firmar una vez al mes en el Poder Judicial y mantener un domicilio fijo. Dos de los efectivos laboraban en la delegación de Coopevega y otros dos en El Concho de Pocosol.

Columbia Deportiva en las redes