Jasper McDonald: ''Es muy feo estar en un estadio escuchando que le griten a un hijo, sea pequeño, mediano o grande''

Columbia Deportiva conversó con Jasper McDonald, papá de Jonathan McDonald y de Maikel McDonald, quién este sábado en un clásico de ligas menores recibió insultos y ofensas por parte de algunos padres de familia presentes.

“En un momento lo vi llorando y no entendía lo que estaba pasando. Fue después de una jugada que no ameritaba, no fue un golpe, ni botó un gol muerto que pudiera haber llorado por el golpe o por el gol que perdió muerto. Ahí después me dijo un compañero que la barra esta, le estaba ofendiendo, tocó tragar grueso y manejar el asunto que siempre hemos tenido que manejar con los dos hermanos”, relató a la mundialista.

A la familia McDonald le molestó que mezclaran la historia de un jugador con la del otro, ya que a Maikel le están fomentando a crear su propia historia y no a seguir la de sus hermanos.

“Nosotros a nivel familiar estamos trabajando de crear su propia historia, no lo estamos comparando con los otros hermanos, ni pidiéndole a él ser como ellos ni nada. Le estamos enseñando hasta con profesionales en crear su propia historia entonces en la filosofía familiar es feo que lo que uno le está enseñando a un hijo otros quieren revertirlo. Nosotros estamos enseñándole a crear su propia historia y que otros quieren relacionarlo con la historia del otro es lo que no me parece justo y deberían mínimo respetar”, admitió.

Lea También: ¿Cuál es el secreto de este Saprissa que golea en los primeros minutos?

“Es una locura teniendo yo un hijo jugando y gritándole al otro, eso no tiene ni pies ni cabeza. Yo he ido muchas veces al estadio y nunca he gritado a nadie porque si yo estoy en la grada es porque probablemente soy más chapa que el que está jugando. Si yo grito me veo ridículo, si yo fuera la estrella estaría jugando no en las gradas. Difícilmente yo le grite a alguien porque yo me considero más malo por estar en las gradas”, agregó.

Jasper también aprovechó para enviar un mensaje a aquellos que gritan o insultan en los estadios, y les dijo que luchen porque sus hijos no sean figuras públicas.

“Uno los que van a gritar luchen todo lo posible porque sus hijos no practiquen un deporte donde sus hijos sean figuras públicas, ese es un mensaje que hace rato quería dar. No es este caso ya que ellos tenían sus hijos jugando y esa es otra locura. Los que van a gritar a los estadios que por favor luchen porque sus hijos no practiquen un deporte donde sean figuras públicas, porque yo he ido al Saprissa y he escuchado a 8.000 personas madreando a Jonathan y eso es muy feo, no es nada agradable. Mi consejo es que los que van a gritar y madrear a los estadios jueguen cromos o algo ya que es muy feo estar en un estadio escuchando que le griten a un hijo, sea pequeño, mediano o grande”, sentenció.

Sobre Maikel comentó que tras el juego donde incluso, de tiro libre, anotó el único tanto del partido dándole la victoria a Alajuelense tuvo que marchar con la antorcha y el domingo fue parte de la banda de la escuela Villa Azul de Desamparados de Alajuela.

“Él tenía que correr con la antorcha en la escuela, fuimos, se cambio y corrió. Dichoso que tiene esa condición que puede después de jugar ir a correr (agregó entre risas). Unos compañeros se quedaron entre la antorcha y los faroles entonces yo me quedé con él con alas de que no estuviera en la casa solo y pudieran venirle ideas y las imágenes entonces yo me quedó con él para que juegue. Llegaron los faroles y el domingo no hablamos nada del tema y se fue a tocar a la lira con la banda”, manifestó Jasper.  

Columbia Deportiva en las redes