''La Montaña'' Forvis busca a sus ancestros y tiene como meta la Selección Nacional

Douglas Forvis - conocido como "La Montaña" por su corpulencia física y 1,92 de estatura - regresó de las tinieblas del descenso de Liberia para asumir un rol protagónico en Santos, que si bien, no tuvo la mejor participación por la marcha de varios de sus figuras más importantes, el cierre del certamen fue prometedor para el equipo y la ratificación de la calidad del guardameta.

“Para mí fue uno de los mejores torneos que he realizado, pero no nos sentimos a gusto (con los resultados), pues este equipo está acostumbrado a clasificar a la segunda ronda y la verdad es que fue un fracaso, pero rescatamos muchos jugadores jóvenes muy valiosos, después de la salida de 14 de nuestros más experimentados compañeros”, indicó Douglas Forvis.

Douglas se sincera cuando recuerda su tierra y manifiesta que es de un barrio “piso de tierra”. Dice que viene de una familia de escasos recursos económicos y se le humedecen sus ojos al recordar la muerte de su padre hace 4 años. Le da mérito a su madre doña Reina quien hace pan para venderlo en Santa Cruz. Su sueño es poder regalarle una casita digna. Amplía, que uno de sus sueños es realizar un proyecto para arreglar la cancha del Llano.

“Yo soy nativo del Llano de Santa Cruz de Guanacaste. A los 13 años no tenían portero en el colegio y por mi tamaño me pidieron que jugara ese puesto. A los 14 años hice una prueba con Saprissa donde estuve 8 años. Pero por razones económicas no pude continuar y decidí irme para Liberia y con ellos logré ascender a la primera división”, recordó el corpulento arquero del Santos.

El portero recuerda que cuando llegó al Saprissa, no conocía San José y bajándose del bus lo primero que vivió fue un asalto donde perdió lo poquito que traía, incluso, los zapatos y 25 mil colones. Por suerte Saprissa se hizo cargo y agradece mucho al técnico de ligas menores Jorge León quien fue su guía.

Desea conocer los ancestros de la familia de su padre, porque solo sabe que es originario de Sarapiquí y cree que el apellido Forbis proviene de Jamaica.

“Me dolió mucho la pérdida de mi padre y no poderlo disfrutar más pues salí muy joven de mi casa a hacerme un futuro en el fútbol, y esos 8 años en Saprissa no estuve a su lado, dolorosamente, cuando regresé a Liberia tiempo después falleció. Él era nuestro baluarte económico”, recordó con nostalgia Douglas Forvis.

Su paso por Liberia fue muy difícil por la situación económica del equipo y por los malos resultados alcanzados. Ahí gasté lo poquito que tenía pues llegamos a tener 4 meses sin salario. Aguantó hambre con su familia y lloró por las desventuras vividas. En los aurinegros se desgarró y no tuvo como recuperarse. Hasta que aparecieron “ángeles” quienes le ayudaron. Tuvo que tomar la determinación de irse y no volver más al fútbol.

“Sinceramente, y con el perdón de los liberianos, para mí ahorita Santos ha hecho una carrera de mí, les agradezco todo lo que han realizado y llevo estos colones en mi corazón. No tengo como pagarle al profe Johnny Chaves, al preparador de porteros Pablo Camacho y a los técnicos José Araya y Alberto Moraga. Un reconocimiento especial a su compañero de portería Bryan Morales de quien reconoce su valía pues a pesar de sufrir dos serias lesiones en sus hombros ha salido adelante”, reconoció un agradecido Forvis.

Ahora su sueño es mantener el nivel con que terminó el campeonato, para optar por un llamado a la selección Nacional y poder marcharse al extranjero a jugar.

A sus 26 años, la Montaña, con 1,92 de estatura y muchos años de fútbol por delante, sueña con arreglar la cancha del barrio el Llano de Santa Cruz y regalarle una casa a su mamá doña Reina.

“Por eso cuando me pidieron que renovara con el Santos no lo pensé a pesar que tuve ofertas económicas mejores ”, manifestó un renovado Douglas Forvis.

*Agradecimiento a William Castro de Guápilestv

Columbia Deportiva en las redes