Disfrute de los 98.7FM de Radio Columbia

Centeno modificó su idea y terminó jugando con línea de cinco en el Cuscatlán

A raíz de lo complejo que se puso el cierre del partido ante el Águila de El Salvador, Wálter Centeno tuvo que modificar su idea de juego y finalizar el partido con una línea de cinco defensores.

En cuanto a análisis futbolístico diríamos un movimiento normal, nada fuera de algo habitual. Empero, la novedad es que Centeno no lo había hecho dirigiendo al Saprissa.

La táctica morada en la era de Centeno siempre ha sido defenderse con el balón en sus pies. Sin embargo, este miércoles fue diferente. Las circunstancias del partido y de la serie eliminatoria hizo que Centeno cambiara su filosofía.

Al minuto 76, cuando cayó el gol de los locales, automáticamente la reacción de "Paté" fue llamar a Roy Miller. El zaguero entró en lugar del atacante Manfred Ugalde.

Lea también: Centeno sobre el estadio Cuscatlán: "El entorno no juega"

Saprissa pasó a jugar con una línea de 5 defensores, pues Miller se colocó en el medio de Aubrey David y Jaylon Hadden; y en los costados se mantuvieron Ricardo Blanco y Luis José Hernández.

Asimismo, tras acercarse más el cierre del partido y el deseo de Saprissa de que no cayera una segunda anotación del Águila que a la postre los hubiera llevado a los lanzamientos desde el punto de penal, Centeno tomó la decisión de meter también a Jean Carlos Agüero. Lo colocó la par de Michael Barrantes y la "S" terminó además del cambio en defensa, con dos volantes centros que se encargaron de ejercer más marca.

Saprissa logró el objetivo principal que era pasar a la siguiente ronda. Ahora enfrentará al Independiente de Panamá en la Liga Concacaf.