Disfrute de los 98.7FM de Radio Columbia

Cartaginés – Hernán Medford: Las diferencias entre dirigir a Saprissa, Herediano y Cartaginés

Fue campeón con Saprissa. Lo repitió con el Herediano. Ahora batalla para cambiar la historia de los brumosos. El “Pelícano”, describe cuán diferente es este reto.

Hernán Medford Bryan. Lo bailado nadie se lo quita. No se cuestionan los triunfos, sobre todo, de un exjugador y técnico que suma grandes lauros dentro y fuera del país. Ahora se empeña en cumplir una nueva meta. Quebrar la historia de “la maldición del muñeco”.

Saprissa es la definición de la historia y la cultura de ganadores. Herediano el mejor trabajado y estable de los últimos seis años. ¿Y Cartaginés? Cartaginés es el equipo tradicional y decano de los activos, muy querido por “tirios y troyanos”, pero que no le alcanza para quebrar una historia de 77 años llena de fracasos.

“Yo lo siento igual (todos), tal vez a mí lo que me gustan son los retos, aquí es un poco (quebrar) la historia, que ha sido un equipo muy tradicional y de los más queridos en el país, pero que no ha logrado el campeonato, esas son algunas de las cosas que uno vive”, analizó el experimentado técnico blanquiazul.

“Es una de las cosas que uno tiene que acostumbrar al camerino, es crear una mentalidad de campeones, de que sí se pueden hacer las cosas”, puntualizó Medford en relación con la creación de una cultura ganadora.

“Porque yo sí siento que desde que tomé el equipo, ha jugado partidos muy buenos verdad, y obviamente, sabemos que, también, hemos jugado partidos que han sido un desastre. Es parte del fútbol”, amplió.

“Siento que últimamente vamos agarrando un buen camino verdad, antes de que se suspendiera el campeonato el equipo había agarrado un buen ritmo, pero pasó esto (coronavirus) y esperamos que cuando regresemos se puede mantener el buen ritmo”, sentenció esperanzado el timonel del Cartaginés.

¡Cartaguito campeón! Para verdades el tiempo. Habrá que observar a cuál Cartaginés veremos antes y después del “parón” del coronavirus. Por ahora Hernán Medford los tiene a las puertas de colarse a la segunda ronda. Un suspiro en la historia del tiempo, pero un gran salto en quebrar la denominada “maldición del muñeco.